fbpx
06/07/2022

Millonario proyecto del Serviu y la Municipalidad permitió un mejoramiento integral de esta tradicional arteria comercial en Quillota

Tras la recepción final de las obras, esta semana, por parte del Servicio de Vivienda y Urbanización, Serviu y la Dirección de Obras de la Municipalidad de Quillota, el próximo viernes 24 de junio será inaugurada la pavimentación de la calle Sargento Aldea y con ello, reabrirá la tradicional feria de frutas y verduras del mismo nombre.

            Con una inversión cercana a los 380 millones de pesos, financiada por el Programa de Pavimentos Participativos del Serviu, el proyecto se está ejecutando desde septiembre del año pasado, en 421 metros lineales de Sargento Aldea, entre calles Ariztía y Serrano. Esto obligó a reubicar la feria en un terreno de calle Monckeberg, que fue totalmente adaptado, con cerca de 120 puestos de venta, electricidad, agua potable, baños públicos y estacionamientos.

            Tras nueve meses funcionando en ese lugar, el próximo viernes 24, a las 11 de la mañana, se inaugurará la pavimentación de la calle Sargento Aldea y alrededor de las 13 horas, los feriantes volverán a abrir sus puestos originales, pero con un entorno totalmente remozado. En primer lugar, con una nueva calle pavimentada con adocretos, que resisten hasta 30 toneladas de peso. Sin embargo, se restringirá el acceso de vehículos de más de 15 toneladas, estableciéndose además horarios de carga y descarga entre las 17 horas y las 9 de la mañana.

El proyecto contempló además demarcación vial e hitos de separación, considerando que las aceras y calzadas están al mismo nivel, además de señalizaciones y estacionamientos reservados para personas en situación de discapacidad, en toda la extensión de la calle. Además, se prepara una ordenanza que establecerá cómo funcionará el nuevo mercado, ordenando el uso de veredas, horarios, retiro de desechos y la circulación vehicular.

“Más acogedora y ordenada”

            Durante un recorrido por calle Sargento Aldea -junto a profesionales de la Municipalidad de Quillota y al presidente de los feriantes, Mario Lazcano- el alcalde Óscar Calderón Sánchez expresó que “estamos de verdad muy satisfechos, muy contentos. Agradecer enormemente a todos quienes han hecho posible esto: al Serviu, a los locatarios, a los vecinos y a los funcionarios y funcionarias de la Municipalidad de Quillota, que le han puesto, más allá de esta relación laboral, corazón también a lo que estamos haciendo. Y de verdad, cuando vengan ya en la inauguración de la Feria Sargento Aldea, los que compramos, los que estamos acostumbrados a hacerlo, vamos a encontrar un lugar distinto, mucho más acogedor y mucho más ordenado”.

            Respecto al funcionamiento de la feria a partir del próximo viernes, el jefe comunal aclaró algunas dudas, principalmente respecto a la circulación de automóviles y camiones por esta arteria. Según dijo, “tránsito vehicular va a haber, va a tener solo un sentido desde la calle Ariztía hacia la calle Serrano. Están los espacios absolutamente demarcados para que sea un tránsito de vehículos y no esa costumbre que lamentablemente en algún momento se desarrollaba, que era comprar desde el auto. Ahí estamos trabajando con los sindicatos para que podamos educar a la comunidad en que eso no ocurra. Existe hoy día la disposición de un estacionamiento al interior de la Feria Sargento Aldea. De hecho, en este momento se encuentra trabajando la empresa, pavimentando el acceso y vamos a monitorear si ese estacionamiento cumple con el requisito de la capacidad. Eso lo tenemos que evaluar en funcionamiento”.

            En cuanto al ordenamiento y la circulación peatonal, se determinó que estará demarcado el espacio máximo que los locatarios podrán ocupar con sus cajones y mostradores, pues se pretende privilegiar el tránsito peatonal y ello evitará la obstrucción principalmente de las veredas. Además, habrá una velocidad máxima de circulación para los automóviles de 20 kilómetros por hora.

Ansiosos por volver

Consultado el presidente de la Feria Sargento Aldea, Mario Lazcano, manifestó su alegría por el fin de las obras y el retorno de los locatarios a sus puestos habituales. “Esto es un avance muy importante, no solamente para nosotros como organización. También para la ciudad, para nuestros comerciantes, para nuestros vecinos que hoy viven acá. Tenemos que cuidarlo, tenemos que trabajar en conjunto con el Municipio para que esto siga luciendo como está ahora. Ha sido un largo proceso, un largo camino, pero tenemos que pensar que es algo para mejor. Nuestros asociados lo han entendido y están ansiosos por volver”, expresó el dirigente de los feriantes.

            Pese a su satisfacción, el presidente Mario Lazcano ya sueña en grande y expresó que el próximo anhelo será trabajar en un gran proyecto, que permita la remodelación de los locales de la feria. Por lo pronto, durante los próximos días -y como ha ocurrido desde el inicio- la Municipalidad de Quillota apoyará a los comerciantes en el retorno a sus puestos originales, en un proceso que es coordinado por la Unidad de Desarrollo Económico Local.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.